BIENVENIDAS/OS A MI MUNDO, AQUI ME DEJO LLEVAR POR LA IMAGINACIÓN, POR FAVOR RESPETA MIS HISTORIAS.. GRACIAS POR DEDICARME TU TIEMPITO !! LAP

miércoles, 26 de enero de 2011

Lista de imperfecciones por Bella Swan,capítulo 14:¡Pero que inoportuno!



Capítulo 14:
¡Pero que inoportuno!

La letra de The scientist tenia toda mi atención. Emmett me había prestado su Jeep para ir a dar una vuelta al centro comercial. Jo, yo dando una vuelta en el centro comercial; No se que habrá visto en mi que me entrego las llaves sin siquiera discutir por ello. Mi querido trasto no funcionaba desde el día en que Rose me dijo que nadie se robaría esa basura, y yo realmente necesitaba alejarme de todo.

No estoy mal, no tendría porque estarlo.

Simplemente, no era uno de mis mejores días ¡Todos tenemos días en el que nos sentimos como la basura más grande del universo! Precisamente me estaba pasando eso en estos momentos. Aunque muchas veces me llamaba idiota a mi misma, o sea, él era el infeliz que se comportaba como...no sé. Bueno, nadie me mando a sentir cosas que no debía por él.

Ahora te aguantas.

Después de darme cuenta que me había convertido en una blanda, y que prácticamente gastaba mi día pensando en Edward, me entro un cuadro depresivo. Ajá, estaba teniendo un mal día porque me había convertido en una completa boba. Y lo peor de todo es que los chicos saben que soy una boba ¡Y mamá también!, aunque por palabras de Alice y Rose 'Edward es el idiota en esta historia' y yo no entendía porque.

¡A mi me gustaba y el no tenía idea de eso!

Jum, tengo una leve sospecha de que eso sonó a que lo estoy defendiendo.

Bella, te perdemos ¡Reacciona!

La música cambio, para dar paso a la tan conocida melodía de Yellow, más me vale que Emmett no se entere que estaba escuchando Coldplay en su Jeep, le entraría la depresión a él también por haber contaminado a su querido bebé con aquellos nenes corta venas. Sip, mi hermano es un idiota que no sabe apreciar la buena música.

Estacione en el aparcamiento subterráneo que tenía el centro comercial, más tiempo para caminar y pensar en cosas. Lo siento abuela Marie, pero nunca podré seguir tu consejo de 'pensar hace mal' es lo que más hago en mi patética vida. La escalera mecánica me estaba agotando; realmente estaba enferma. Pase de largo la sección de tiendas, definitivamente eso no era para mí, podía imaginarme a Alice haciendo un berrinche en estos momentos.

Hice lo que hace cualquier persona depresiva en las películas, solo que yo no me encontraba en casa; fui directo a la sección de comida y el gran letrero de 'heladería' me saco la primera sonrisa del día ¡Me ahogaría en helado y que! Frutilla, chocolate, vainilla, estaba en mi paraíso personal. Me acerque rápidamente al mostrador y pedí un cono doble de Frutilla y vainilla, el chico lo hizo y me lo entrego de inmediato, sonreí y tome asiento en una de las mesitas circulares que estaba cerca.

— Whoa, te ves terrible ¿Quieres otro helado? Este va por la casa — Me gire para encarar a aquella persona que había dicho que me veía terrible, no era estrictamente necesario que me lo restregaran en la cara. Cuando lo vi, ahí se quedo cualquier estupidez que iba a decir.

— Hey chico pizza — mire su traje y rodé los ojos — Chico helado también, gracias por el halago — agregué sarcásticamente — Pero me vendría bien otro helado — Alec rió suavemente y se alejo, minutos después llego con el mismo helado que yo había pedido anteriormente.

— Y dime Bella, no tuve momento de preguntar el otro día, ¿Convenciste a tu novio de que yo no era un striper? — me pregunto, arqueando una de sus rubias cejas. Reí cuando recordé la estúpida pregunta de Jacob.

— Primero, no es mi novio — Aclare — Y segundo, el lo sabia, solo quería molestarte — agregue encogiéndome de hombros. Alec sonrió y asintió con su cabeza. Corrió la silla que se encontraba frente a la mía y tomo asiento — De pizza a helados, huh ¿Es tu hora libre? — le pregunte, Alec asintió y sin que me diera cuenta se acerco para robar un poco de mi helado — ¡Ey! — chille con fingido enojo.

— Prefiero el chocolate — me dijo mientras lamia sus labios para quitar el resto de helado que había quedado en ellos. Y claro, yo no mire ese gesto como una boba pervertida — Entonces, si no estas así por tu novio — frunció sus labios y me miro — ¿Qué tiene a una chica tan guapa así de triste? — me pregunto, frunciendo su entrecejo.

— Porque todo el mundo piensa que estoy triste — Rodé mis ojos — No estoy triste, simplemente tengo un mal día — Puntualice, moviendo mi dedo índice de arriba abajo. Ahora fue su turno de rodar los ojos.

— ¿Te gustaría, um, no sé, ir por ahí? — me preguntó, levemente nervioso. Sonreí — Salgo en cuestión de minutos, tal vez podríamos — resoplo y se puso de pie — No tengo idea que podríamos hacer, pero compañía no te vendría mal ¿no? — Me guiño un ojo a lo que yo reí y asentí — Bien, espérame aquí — agregó, dando media vuelta.

Me quede sentada ahí terminando mi helado gratis ¿Quién diría que volvería a ver al chico pizza? Jum, después de todo me había sacado una sonrisa. El teléfono celular comenzó a vibrar en el bolsillo de mi pantalón, antes de que comenzara a sonar la música contesté.

— ¡Isabella! ¡¿Dónde demonios estas? — Alice chillo a través de la línea, me sonroje al darme cuenta de que algunas personas que andaban por ahí habían escuchado el gritito de mi amiga.

— ¡Tranquila! Estoy tomando un helado en el centro comercial — respondí simplemente. Alice bufo y alguien que estaba con ella boto algo — ¿Con quien estas? — le pregunte curiosa, dándole una lamida al helado de frutilla.

— Eh, con nadie — respondió rápidamente, con un deje de nerviosismo en su voz — ¿Con quien estas tu? — me pregunto perspicazmente. Sonreí al recordar al chico pizza.

— Ahora, con nadie. Luego iré a dar un paseo con, um, alguien — conteste alegre ¡Que! Era un buen chico y era guapo, muy guapo. De nuevo el extraño sonido se escucho desde el otro lado de la línea.

— ¿Alguien? ¿Quién es ese alguien, tu novio? — me pregunto Alice, con un deje de burla al final. Me golpee mentalmente al darme cuenta de que ella no tenia idea del chico pizza.

— Si Alice, mi novio — dije sarcásticamente — Alec, el otro día pedí una pizza y el repartidor era, um, bueno 'el chico pizza' — Rodé mis ojos — O 'mi novio' como tu dices, y me lo acabo de encontrar — me encogí de hombros por inercia, Alice no vería aquel gesto a través del celular, duh.

— Oh — fue todo lo que dijo Alice. Un golpe sordo, una maldición por lo bajo y un gran portazo me dieron a conocer que Alice no estaba sola.

— Alice — la llame — ¿Me dirás con quien estabas? — volví a preguntar ¡Ella estaba con alguien y yo lo sabía! No era idiota.

— Eh, con Rose — contesto nerviosamente — Con Rose, si. Eh, se golpeo el dedo pequeño del pie con la cama y bueno por eso tanto escándalo — Rodé mis ojos al imaginarme a Rose en esa escena. Alec estaba dejando su delantal en el mostrador, así que aproveche para despedirme de Alice.

— Bien Al, tengo que irme — suspire — Dile a Rose que tenga cuidado, adiós — Alice me respondió con un suave 'adiós' y la línea se corto.

— Bien querida, ¿Estas lista? — Me preguntó, ofreciéndome su brazo caballerosamente. Rodé mis ojos y asentí, enganchando mi brazo con el suyo.


— ¡Oh mierda, yo tengo que cantar esa! — me pare rápidamente de la mesa en la que estábamos y corrí a tomar el micrófono, Alec soltó una gran carcajada y aplaudía, acompañado de la otra gente que se encontraba en el pequeño y psicodélico lugar.

Brandon Flowers (1) era uno de mis tantos amores platónicos, cuando la melodía de Somebody told me comenzó a sonar, supe que tenía que ser yo la que cantara aquel karaoke. Alec hizo sus pulgares hacia arriba y comenzó a gritar alentándome.

Well somebody told me
You had a boyfriend
Who looked like a girlfriend
That I had in February of last year
It's not confidential
I've got potential...

Luego de unos acordes más y de que yo desenfrenadamente comenzara a brincar en el pequeño escenario seguida del coro de las personas presentes, luego de que también mi cabeza se moviera incesantemente de arriba abajo dejando mi cabello todo enmarañado, llegó el final de la canción.

A rushin', a rushin' around...

Hice un gesto teatral con el micrófono y prácticamente me tire a rodar en el suelo.

— ¡Whoa! — Alec estaba junto a mi y aplaudía — Eso fue genial, te dije que el karaoke te ayudaría — tomo mi mano para ayudarme a bajar del escenario, la gente que se encontraba con nosotros era demasiado Light. Casi y creo que estábamos rodeados de hippies.

— Jo, ponme cualquier canción de The Killers y juro que haré el ridículo como aquí — agregué riendo, tratando de controlar mi respiración — Pero ahora muchacho, es tu turno de subir y dejar a todas las chicas babeando — le entregué el micrófono y le guiñe un ojo — No creas que no me he dado cuenta de que como te ponen el ojo encima esas hippies de por ahí — apunte a una mesa donde se encontraban cuatro chicas de cabello rubio, con toda la onda de paz y amor. En realidad, no me hacia mucha gracia, pero no había porque decirlo ¿no?

— Bien, es mi turno — tomo el micrófono y suspiro — ¿Un beso de buena suerte? — Me pregunto, guiñándome un ojo. Sonreí y bese su mejilla sonoramente. Alec rió y subió a la tarima.

La conocida música de Aerosmithresonó en los parlantes, casi me transporto a la película Armageddon (2), podía ver a Bruce Willis muriendo en el escenario. Pero eso no fue lo más sensacional de la melodía que cada vez que la escuchaba me dejaba aturdida, nop; la voz de Alec cantando I don't want to miss a thing era la cosa más bella que había escuchado, un maldito coro de ángeles.

I could stay awake
just to hear you breathing
watch you smile while you´re sleeping
while you´re fare away and dreaming
I could spend my life in this sweet surrender
I could stay lost in this moment forever
well every moment I spend with you
Is a moment I treasure...

La que estaba mirando embobada al chico que cantaba apasionadamente en el escenario era yo; bueno, yo acompañada del resto de la sala ¡Alec cantaba hermoso! Y esa canción era perfecta, juro que en cualquier momento me pondría a llorar ¿Qué era Edward y su novia? ¿Qué era el bajón que me había venido? Dios, si Alec me cantara todos los días mi estado de ánimo sería fantástico.

Don't want close my eyes
don't want fall asleep yeah
I don't want miss a thing...

La sala rompió en aplausos, y yo lo único que hacia era mirarlo con la boca abierta.

— ¿Y bien? — una hermosa sonrisa estaba pintada en sus labios.

— Tu...— traté de hablar pero me era imposible — Demonios, tu — moví mi cabeza e hice lo que tenía ganas de hacer, me tire sobre el y le di un gran abrazo — ¡Válgame Dios, cantas hermoso! — Chille, moviendo sus hombros. Alec rodó sus ojos y se acerco a mi oído.

— Lo sé — susurró, antes de soltar una pequeña risita que me puso los pelos de punta.

Estuvimos en el local por un largo rato, luego de que Alec dejara impresionado a todo el local con su voz interpretando aquella canción una chica de baja estatura, delgada y un cabello ultra liso de color rubio subió a la tarima con su guitarra. Las luces del karaoke se apagaron y una sola luz alumbro a la chica que comenzó soltar pequeños acordes de una canción. Coree Thinking of you de Katy Perry a todo pulmon, Alec me veía divetido. Y yo me sentía de lo más culpable, en fin, el coro fue lo que hizo que algo se removiera en mi interior...

Cause when I'm with him
I am thinking of you
Thinking of you
What you would do if
You were the one
Who was spending the night
Oh I wish that I
Was looking into your eyes...

Luego le siguieron más personas cuando se dieron cuenta de que en verdad era genial cantar con el karaoke. Coreamos, aplaudimos, gritamos e incluso tomamos algunas bebidas, ya cuando salimos era algo tarde y yo no llevaba ninguna chaqueta, Alec amablemente me ofreció la suya.

Fue inútil protestar, me la dio de todas maneras.

Y lamentablemente ese gesto me recordó a cierta persona.

— ¿Estas bien? — me preguntó preocupado cuando di un suspiro lastimero. Lo mire e hice un amago de sonrisa, asentí y tome su mano.

— No creas que eso ha sido todo — Alec rió cuando tire de su mano para que siguiéramos con 'nuestra salida' — ¿Qué haremos ahora? — le pregunte, parando en seco. Alec puso su dedo índice en su barbilla a modo pensante.

— ¿Tienes hambre? — me pregunto, sonreí y lo miré divertida.

— ¿Me invitaras a comer algo? — Alec asintió sin borrar la sonrisa de su rostro — Entonces si — respondí, soltando una pequeña risita — No quiero que creas que me aprovecho de ti — agregué mirándolo seria — Es solo que...um, traía dinero solo para el helado que me compre — Me encogí de hombros y baje la mirada con mis mejillas sonrojadas.

Y era verdad, yo solo venía a comer un helado y listo, luego volvería a mi miseria en casa.

— Um, no importa — levanto mi barbilla con uno de sus dedos, causando un sonrojo más fuerte en mi — Aunque, solo te pediré algo — Un hermoso brillo apareció en sus azulinos ojos cuando dijo eso, trague saliva audiblemente.

— ¿O-otro favor? — pregunte tratando de bromear, Alec rió y acaricio mi mejilla, luego asintió lentamente.

— Solo...— suspiro y miro el piso unos momentos — ¿Me dejarías besarte? — Ahí me quede en blanco.

Pensemos, me gusta Edward, si.

¿Desperdiciaría la oportunidad de besar a este maravilloso chico, sabiendo que Edward andaba en no se donde con su novia haciendo tal vez que cosa?

Edward puede joderse por ahora.

Asentí lentamente, Alec sonrió con dulzura y se fue acercando a mí. Sus labios eran finos y de un color rosa realmente apetitoso, lo que tomo más allá de mi autocontrol fue cuando lamió sus labios con suma lentitud, cuando ya los separaba solo unos centímetros de los míos. Dios, casi me derrito por eso. Rozó su boca con mi labio inferior tenuemente, di un suspiro y cerré mis ojos cuando nuestros labios colisionaron, fue un pequeño choque que me dejo aturdida. Nuestros labios comenzaron a moverse en compás, sus manos se apoderaron de mi cintura ¡Y yo finalmente pude tocar su cabello! Aunque ahora no estaba muy al pendiente de su cabello...

Pero como dicen, no todo es color de rosa.

— ¿Bella? — me sobresalte al escuchar esa voz precisamente. Me separe de Alec y abrí mis ojos lentamente, girando mi cabeza a la persona que había dicho mi nombre. Alec suspiro frustrado a mi lado y apoyo su frente contra mi mejilla.

Edward estaba de pie junto a Jane, unos pasos más allá de nosotros.

Lo maldecí más de mil veces en mi interior.

¡Aquel día en su casa yo no lo había interrumpido cuando se estaba devorando a Jane!

— ¿Alec? — pasmada quede cuando la chica pronuncio el nombre de Alec con su dulce voz. El aludido dio un respingo y levanto su cabeza lentamente. Sus ojos se abrieron cuando vio a la rubia que iba de la mano de Edward.

— Hey Jane — Alec hizo un gesto con su cabeza e hizo una mueca, tratando de sonreír. La chica le sonrió de vuelta con la misma efusividad. Alec tomo mi mano y le dio un suave apretón — ¿Vamos? — murmuro. Asentí aún perdida en la sombra de melancolía que se había plantado en sus ojos.

— ¿Este es tu novio? — pregunto Edward, sonriendo con burla apuntando a Alec con su dedo índice. Palidecí. Dios ¿Qué iba a hacer ahora?

— ¿Tienes algún problema con eso? — Alec le pregunto devuelta, frunciendo su entrecejo. Me quede completamente en blanco ¡Aw! ¿Por qué no me gustaba Alec de la misma forma que me gustaba Edward?

Edward cuadro su mandíbula y miro a Alec enfurecido, Jane me dio una mirada y me sonrió a modo de disculpa. Alec jalo de mi mano y comenzamos a caminar, mire por sobre mi hombro a Edward, no se había movido ni siquiera un milímetro y Dios, me miraba como si fuera la cosa mas repugnante del mundo. Cerré mis ojos y volví mi vista al frente, tratando de ignorar los pequeños crush que se escuchaban desde el interior de mi pecho..

— Así que ¿Tu novio, huh? — Cerré mis ojos muerta de vergüenza, Alec soltó una pequeña risita.

— Lo siento — le dije apenada — En realidad, no se de donde saco eso, yo...—Si sabia de donde lo había sacado, esa fotografía. A veces pienso que mis planes no son tan buenos como los imagino, hmpf. Alec le dio un ligero apretón a mi mano, levante mi vista y lo mire, el me sonreía dulcemente.

— Tranquila, no me molesta — freno y se puso frente a mí, depositando un pequeño beso en mi frente — Aunque si me molesta que haya aparecido justo cuando estaba besándote — Alec hizo una mueca de frustración con sus labios y yo reí con mis mejillas sonrojadas — ¿El si era tu novio? — Me pregunto, alzando una de sus rubias cejas.

— ¿Edward? ¡No! no, claro que no — negué con mi cabeza frenéticamente.

— Bien — tomo mi barbilla con su mano libre y me dio un casto beso en los labios.

Después de eso fuimos a recoger el Jeep de Emmett y llegamos a un lindo restaurante. Aunque nuestra magnifica tarde-noche se había ido al trasto. Yo no quería hablar mucho y el parecía perdido en sus recuerdos. Trate de sonsacarle algo, de saber si conocía a Jane de algún lado, a lo que el solo me respondía con una sonrisa divertida y un pequeño golpe en mi nariz con su dedo después de llamarme 'Pequeña curiosa'

— No soy curiosa — infle mi mejilla izquierda, causando la risa de Alec — Um, bueno, solo un poco — Mis mejillas se cubrieron de su característico color carmín.

— Ok, pequeña — Sonrió — Lo que tu digas — Rodé mis ojos y cruce mis brazos en una infantil reacción — Esta bien, no eres curiosa — Alec rodó sus ojos al darme la razón, sonreí y me acerque a besar su mejilla.

— Gracias — dije contenta, volviendo mi atención al plato de lasaña.

— ¿Sabes? Me encanta cuando te pones así como una niña pequeña — comento Alec, guiñándome un ojo — Te ves adorable ¡Oh! Y cuando te sonrojas, igual — acaricio mi mejilla dulcemente y no pude evitar que el maldito sonrojo subiera a mis pómulos una vez más.

Terminamos de comer y nos fuimos. Con Alec soltamos una pequeña risa cuando fui yo la que lo fue a dejar a su casa, era un pequeño departamento en el centro de Forks, creo que vivía solo; no quise meterme en esos temas que hacen las conversaciones más incomodas, así que para otra vez lo haría. Sip, porque con Alec quedamos de vernos otra vez.

Jo, y ahora me aseguraría que nadie interrumpiera nuestro beso.


9. Inoportuno: Esto es una imperfección porque yo lo digo, existen ciertas personas que tienen el poder de saber cuando y donde esta ocurriendo algo importante para llegar y arruinarlo con su mera presencia, créanme, Edward es el rey de ellos. Una persona inoportuna es molesta, muy molesta, ¡extremadamente molesta!

Solté el lápiz y suspire.

La mirada de repulsión que Edward me dio aún no salía de mi mente. Eso me molestaba y a la vez me descolocaba completamente, ¿Por qué mierda me miro así? ¿El era el único que podía divertirse? ¡No era como si me estuviera revolcando con Alec en medio de la calle! Además, lo que yo hacía o no, a quien besara y a quien no ¡Era mi maldito problema!

Suspire y me acomode boca abajo en mi cama. Quería odiar a Jane como detestaba a Lauren, Tanya, Kate y todas esas chicas. Pero no podía ¿Por qué tenia que buscar una buena chica? Con tan solo recordar su angelical rostro de 'soy buena y nunca he roto un plato' me entraba el remordimiento por querer albergar un mal sentimiento hacia ella.

Apartando eso de mi mente, yo iba a descubrir que había entre el 'chico pizza' y la novia de mi ex mejor amigo.

Por como me llamo Isabella Marie Swan que lo iba a averiguar.


(1) Vocalista de The Killers 3 tenía que ponerlo, es uno de mis amores platónicos XD

(2) La canción que puse sale en esta película en la escena en donde el papá del personaje representado por Liv Tyler, que es Bruce Willis, muere, en fin, eso era lo que quería aclarar XD

________________________________________________________________

Perdon por tardar tanto tiempo en subir los capitulos que seguian..No tiene perdón mi actitud y yo tambien estaria muy ofendida si no suben los capitulos de la historia con la cual me siento enganchada ... Se que lo pedian pero no podia subirlo por cuestion de tiempo asi que para recompensar a todas/os subireTODOS los capitulos hoy !Lo siento de verdad .

Recuerden que la historia es de Lamb'stown !!


LAP